2 CONSEJOS INESPERADOS PARA UNA BUENA DIGESTIÓN

Voy a compartir contigo 2 consejos inesperados para una buena digestión.

¿Inesperados? Sí.  Ya que generalmente las sugerencias para mejorar la digestión suelen centrarse en torno a tomar suplementos digestivos de todo tipo.

La idea para el tema del post de hoy me la ha dado un anuncio publicitario que se repite continuamente. Se trata de una campaña publicitaria muy bien hecha que consigue crearnos una necesidad, una de las mejores estrategias de venta que pueda haber. Bajo el lema de “la buena digestión es la que no se nota” nos ofrece una ayudita  para tener una buena digestión.

buena digestión

Pero, ¿realmente necesitamos comprar productos o suplementos para tener una buena digestión?

Empecemos por el principio si te parece. ¿Es tan importante una buena digestión?

A ver qué opinas tú después de esta breve explicación.

Podríamos estar comiendo el alimento más saludable del mundo pero si el sistema digestivo no es plenamente capaz de digerir, pulverizar, asimilar y excretar esa comida,  entonces no estaremos ni cerca de alcanzar nuestro potencial metabólico. Muchos de nuestros problemas de salud están relacionados con problemas en el estómago. Podemos experimentar fatiga, problemas de estado de ánimo, confusión mental, baja inmunidad, dolor en las articulaciones, enfermedades autoinmunes y mucho más.  Todo lo cual puede estar relacionado con una pobre función intestinal.

digestión

“ayuda a tu salud digestiva con Activa”

Nuestro sistema digestivo trabaja muy duro.

Todo lo que tienes que hacer es comer un montón de comida, tragar y dejar que se vaya a través del esófago. Entonces la mayoría de la gente  puede olvidarse  de cómo su sistema digestivo hace mágicamente el resto. Está trabajando horas extras para recibir esa comida, descomponerla, transformar un poco en energía y transformar otro poco  en varias sustancias que participan en prácticamente todas las reacciones químicas en el organismo humano. Me atrevo a afirmar que la salud empieza en el tracto digestivo.

Los consejos que voy a sugerir funcionan, y lo hacen extremadamente bien. Pero no tienes por qué creerme…  pruébalos por ti misma y dime lo que piensas entonces.

Consejo Digestivo # 1 – Párate un momento.

El aspecto más fundamental para una buena digestión es que el sistema digestivo sea programado, en el momento de comer, por el sistema nervioso central para estar en el estado correcto de funcionamiento.

Piensa en ello por un momento: cuando el cuerpo está en un estado de estrés significa que nos sentimos amenazados lo cual es interpretado como una situación de supervivencia. Así que toda nuestra energía metabólica tiene que ser desviada para prepararse a alguna forma de lucha o huida.

Durante situaciones que nuestro cerebro interpreta como de supervivencia,  el destino de toda nuestra energía metabólica se dirige a los brazos, piernas y la cabeza para la lucha, la huida y el pensamiento instintivo. Lejos de la parte central de nuestro organismo donde se encuentra el sistema digestivo. ¡No necesitas estar digiriendo tus caramelos cuando estás luchando por tu vida!

Así que cuando nos sentimos bien y relajados, el sistema nervioso parasimpático cambia a una plena, saludable y empoderada función digestiva y de asimilación.

Si estás comiendo bajo estrés, tu capacidad digestiva se debilita. El flujo de sangre al intestino puede ser cuatro veces menor, la función enzimática en el intestino puede ser 20.000 veces menor, la actividad a través de las vellosidades intestinales se reduce, y la excreción de nutrientes se acelera.

Relájate mientras comes. Tómate un tiempo antes de empezar a comer para tratar de hacerlo de forma relajada. Es uno de los puntos que trabajamos en mis sesiones de coaching, ten en cuenta que  se trata de tu principal herramienta para una  buena digestión.

Consejo Digestivo # 2 – Tómate tu tiempo.

En estrecha relación con ponernos en una respuesta de relajación cuando se trata de lograr una buena digestión, está tomar más tiempo para las comidas. En pocas palabras, comer demasiada comida en una pequeña cantidad de tiempo se considera un factor de estrés en el cuerpo. ¿Alguna vez has tenido la experiencia en la que te has comido un plato muy abundante muy rápidamente y luego te has sentido como si la comida estuviera atravesada en el estómago? Bueno, eso es exactamente lo que la comida estaba haciendo.  Eso es porque tu cuerpo estaba en un estado de estrés y la actividad digestiva, incluyendo la motilidad intestinal, en el estómago se detuvieron.

Algunas cosas necesitan tiempo. De hecho, muchas cosas necesitan tiempo. La digestión es una de ellas. Esto no es una frase hecha. Es un hecho científico.

La digestión requiere lentitud.  Así que te recomiendo la  vitamina T – Tiempo. Es una poderosa ayuda digestiva. Te debes a ti misma el incluir más de este nutriente en tu dieta.

Te habla una persona que durante muchos años, por su ritmo de trabajo, no sabía cómo sacar tiempo ni estar en un estado relajado con la comida. ¿Cómo hacerlo mientras aprovechaba para contestar correos, hacer llamadas pendientes o mirar la hora para que no se me pasase el  poco tiempo que me correspondía? Pues hay formas de lograrlo, y eso lo saben bien mis clientes de coaching y yo misma después de ponerlas en práctica.

Éstos son los ayudantes digestivos reales: la relajación y el tiempo.

Y los dos son gratuitos.

buena digestión

Pruébalos y comprueba por ti misma si te conducen hacia una buena digestión.

Si quieres trabajar en tu propia relación con tu imagen corporal y con la comida, puedes contactar conmigo para el programa de 8 sesiones del Método Ancla diseñado para transformar tu relación con la comida.

coaching-contactar

Si te ha gustado el post y se te ocurre que a alguien más le puede interesar, por favor compártelo.  Mientras te espero con ilusión la próxima semana,

coach-patricia

No te pierdas ninguna nueva publicación con recomendaciones gratuitas sobre coaching para adelgazar recibiéndolas cómodamente en tu correo:

Recuerda que también puedes encontrarme  siempre que quieras en:

facebook-coaching-adelgazartwitter-coaching-adelgazarpinterest-coaching-adelgazarcoaching para adelgazar youtube

¿ERES PERFECCIONISTA?

¿Eres perfeccionista con la comida, tu cuerpo o el peso?

Si es así, entonces este post está escrito para ti. Si no eres perfeccionista, entonces puedes enviar esta información a tus amigos perfeccionistas, seres queridos, o cualquier perfeccionista por el cual te sientes frustrada porque son, bueno… perfeccionistas, y te vuelven un poco loca.

perfeccionista

El perfeccionismo a menudo nos puede inspirar a ser nuestra mejor versión de nosotros, a estar a la altura de las circunstancias y hacer cosas increíbles.

Pero el perfeccionismo puede tener un lado oscuro, que a menudo sigue siendo desconocido e invisible para la mayoría de los perfeccionistas. Esta forma de ser puede hacer que nos contraigamos ante la vida, a estar menos disponibles personal y emocionalmente para los demás. Y en el peor de los casos,  puede crear resentimiento hacia uno mismo

Así que creo que el mejor camino para seguir hablando a las personas perfeccionistas, es a través de una carta.

perfeccionista

Lo hago en parte porque los perfeccionistas son, en secreto, muy vulnerables a cualquier tipo de crítica, ya que en realidad es tan difícil ser perfecta que puedes sentirte un poco tensa en ocasiones.  Así que aquí va:

Estimada Perfeccionista:

Estoy emocionada al escribir esta carta para ti. Por favor perdóname, porque no va a ser perfecta, y sé que tienes algunos listones muy altos. Estoy haciendo mi mejor esfuerzo, así que por favor no me juzgues tan duramente como te juzgas a ti misma. Sé que deseas tener el cuerpo ideal, y que deseas controlar tu ingesta de calorías con exquisita precisión militar. Me encanta lo duro que estás dispuesta a trabajar para lograr unos resultados perfectos, a pesar de que quieras que todos piensen que todo surgió de forma natural, y que simplemente  nunca tienes hambre y no necesitas comer mucho…

Por otro lado, por mi experiencia como Responsable de Recursos Humanos, se que eres una gran persona para contratar para un puesto de trabajo porque quieres hacer las cosas bien y no puedes soportar ni los errores más pequeños. Es enternecedor ver cómo te desmoronas cada vez que tu autoestima se tambalea por cualquier cosa, escuchar las excusas que pones  cuando no haces algo perfectamente…

Es especialmente alentador verte cuando estás en una buena racha, y que realmente estás haciendo las cosas perfectamente. Estás tan orgullosa de ti misma, tan fuerte y poderosa, incluso aunque te vuelvas un poco arrogante al respecto. Pero podría decirse que te lo has ganado porque, bueno, ¡estás siendo tan perfecta!

Y después ver inevitablemente tu caída en tu intento de llevar una alimentación perfecta, o al ver que te desmoronas cuando te pesas y aparece “la monstruosa” cantidad de un kilo arriba o un kilo abajo. Es que es tan inesperado y fascinante cómo puedes oscilar entre estar tan arriba y luego tan abajo

Ahora sólo quiero hacerte saber lo mucho que nos preocupamos por ti, ya sé que no es fácil ser tú. De hecho, es un trabajo duro y te mereces un gran abrazo, porque ésto del perfeccionismo es un trabajo a tiempo completo…

Pero lo que más quiero decirte, querida perfeccionista, es que te echo de menos. Todos te extrañamos, porque cuando concentras gran parte de tu fuerza vital en ser perfecta, te olvidas de nosotros. Podrías pensar que estás mostrándote completamente, pero sentimos que estás ausente. Es así como nos sentimos. Es por eso que estamos tan frustrados contigo a veces. Y realmente no te das cuenta porque estás tan ocupada tratando de ser perfecta

Y por cierto, no esperamos que seas perfecta. Sólo queremos que te sientas satisfecha ahora, que aprecies lo que tienes y no te angusties por lo que te falta.

Es tan difícil para nosotros cuando vemos cómo te castigas a ti misma cuando no eres perfecta. Sabemos lo que estás haciendo. Eres muy dura contigo misma y te vuelves irritable con nosotros. Sabemos que no eres perfecta, ¡qué más da! Nosotros tampoco lo somos.

Espero que te des cuenta que duele cuando nos colocas a NOSOTROS tan alto como TUS expectativas perfeccionistas. Pero realmente nos duele más cuando te atacas a ti misma porque no puedes vivir de acuerdo con tus propios ideales imposibles.

Así que, querida perfeccionista, por favor déjalo ya y acéptate a ti misma ahora. Nosotros te queremos tal cual eres. Únete al club de todos nosotros, los seres humanos imperfectos que somos un desastre de vez en cuando.

perfeccionista

¿Ser perfeccionista te ha ayudado en algo?

¿Qué te ha enseñado el perfeccionismo?

Si quieres trabajar en tu propia relación con tu imagen corporal y con la comida, puedes contactar conmigo para el programa de 8 sesiones del Método Ancla diseñado para transformar tu relación con la comida.

coaching-contactar

Si te ha gustado el post y se te ocurre que a alguien más le puede interesar, por favor compártelo.  Mientras te espero con ilusión la próxima semana,

coach-patricia

No te pierdas ninguna nueva publicación con recomendaciones gratuitas sobre coaching para adelgazar recibiéndolas cómodamente en tu correo:

Recuerda que también puedes encontrarme  siempre que quieras en:

facebook-coaching-adelgazartwitter-coaching-adelgazarpinterest-coaching-adelgazarcoaching para adelgazar youtube

CÓMO PARAR DE COMER EN EXCESO

¿Alguien sabe cómo parar de comer en exceso?

¿Sabías que los videos de “cómo hacer” son el tipo de videos más buscados en YouTube? Muchos de nosotros queremos saber cómo-hacer-algo, o cómo solucionar nuestro problema. Nos encantaría saber “cómo hacer para evitar comer en exceso”, los pasos exactos que nos lleven a una buena relación  con la comida.

¿No sería genial si conociéramos el truco que hiciese posible que dejemos de comer en exceso para que no nos asalte el sentimiento: de “Ojalá no hubiera comido eso”?

Imagínate si supiéramos cómo parar de comer en exceso en este preciso momento, al saber que realmente no necesitamos hacerlo. 

comer en exceso

Pero comer en exceso no es algo que podemos arreglar con  ver un vídeo o  haciendo la última dieta. Y para aquellos que han tratado de solucionar el comer en exceso con el autocontrol y fuerza de voluntad, ya  sabrán que ésta tampoco es la solución.

Hay una gran industria por ahí para ayudarnos a resolver el enigma de cómo dejar de comer en exceso. Tenemos píldoras supresoras del apetito, alimentos que se promocionan como el secreto para poner freno al apetito… Pero, ¿funcionan? Claro, tal vez por un día o una semana o dos. Pero negar el apetito no es un método sostenible para la creación de una relación positiva y saludable con la comida, en mi opinión.

Así que la verdadera clave para poner fin al ciclo de comer más de lo que nuestro cuerpo realmente necesita es escuchar lo que nuestro deseo de comer en exceso está diciendo. Pregúntale a tu hambre “, ¿qué necesitas?”

A primera vista, puede parecer que nuestra costumbre de comer en exceso consiste en simplemente decir “Quiero más comida”. Pero cuando ahondamos más, generalmente encontramos que “Quiero más comida” es igual a “quiero más cariño” o “más atención por favor” o “estoy aburrida, no tengo otra cosa mejor que hacer en este momento”. Nuestro hambre aparentemente insaciable es nuestro cuerpo diciendo “Tengo algo que decirte, por favor, presta atención.”

comer en exceso

Escuchar los mensajes más profundos es verdad que es más fácil decirlo que hacerlo. Es una práctica que consiste en reducir la velocidad y sintonizar con nuestro cuerpo. Algo que saben bien mis clientes, porque éstos son algunos de los principios fundamentales en los que trabajamos con el Método Ancla.

Así que en lugar de decir “¿Cómo puedo dejar de comer en exceso?” O “Soy un desastre porque comí de más” , podemos cambiarlo por:

“Estoy aprendiendo a escuchar a mi cuerpo”

“Estoy sintonizando y aprendiendo el lenguaje de mi cuerpo.”

“Estoy empezando a respetar y responder a mis deseos más profundos.”

Nuestro problema de comer en exceso en realidad no es un problema con los alimentos.

Es una cuestión de relación. Entre nosotros mismos, nuestra comida, y nuestro cuerpo. El verdadero secreto de cómo dejar de comer en exceso es ver el hecho de comer en exceso como una puerta a las preocupaciones más profundas. Y la llave de esa puerta, es escuchar a nuestro cuerpo.

Si quieres trabajar en tu propia relación con tu imagen corporal y con la comida, puedes contactar conmigo para el programa de 8 sesiones del Método Ancla diseñado para transformar tu relación con la comida.

coaching-contactar

Si te ha gustado el post y se te ocurre que a alguien más le puede interesar, por favor compártelo.  Mientras te espero con ilusión la próxima semana,

coach-patricia

No te pierdas ninguna nueva publicación con recomendaciones gratuitas sobre coaching para adelgazar recibiéndolas cómodamente en tu correo:

Recuerda que también puedes encontrarme  siempre que quieras en:

facebook-coaching-adelgazartwitter-coaching-adelgazarpinterest-coaching-adelgazarcoaching para adelgazar youtube

¿ COMER EMOCIONALMENTE ES UN PROBLEMA?

Comer emocionalmente,  ¿es realmente un problema?

Últimamente está en boca de todos algo que apenas se escuchaba hasta hace poco: comer emocionalmente (emocional eating, como lo llaman los anglosajones). Por todos lados se pueden encontrar  consejos sobre cómo manejar nuestros problemas emocionales para comer.

Es verdad que tenemos algunas preocupaciones con respecto al peso: comer en exceso, una alimentación deficiente, los atracones… Pero me he dado cuenta en mis sesiones de coaching para adelgazar, que a pesar de las estrategias para la alimentación emocional que los expertos sugerimos, la gente parece que no se conoce a sí misma.

comer-emocionalmente

Algunas de mis clientes en la entrevista que hacemos antes,  me cuentan que trabajan duro, se esfuerzan, sólo comen cuando tienen hambre, ven sus opciones nutricionales y hacen todo lo posible para gestionar su apetito, y aún así siguen con la sensación de seguir fracasando: “Yo iba tan bien, y luego … “

¿Por qué no podemos controlarnos?

¿Por qué no podemos poner en práctica la teoría?

¿Somos realmente los fracasados que las voces en nuestras cabezas dicen que somos?

comer-emocionalmente

Para esta última pregunta, la respuesta es un rotundo NO. Muchas veces cuando no podemos resolver un problema con la comida o con cualquier problema en la vida, es un signo claro de que es el momento de reformular el problema. De esta manera mejoramos nuestras posibilidades de aportar un poco de luz.

Así que aquí está otra forma de ver el problema llamado “comer emocionalmente”: No es realmente un problema.

Amamos, celebramos, reímos, lloramos, nos levantamos, nos caemos, nos volvemos a levantar, nos preocupamos, gritamos, nos ponemos de mal humor, y nos sorprendemos. Somos apasionados, incluso aquellos que parecen tranquilos y relajados. Entonces, ¿cómo no podríamos ser “comedores emocionales”? Nos encanta la comida. Nos encanta nuestro restaurante favorito. Nos encanta cómo la comida nos hace sentir de bien. A algunos de nosotros nos encanta cocinar para los demás . Y otros están interesados sobre cómo comer y qué comer.

Así que es hora de superarlo, si eres humano  traerás emotividad a la mesa.

comes emocionalmente

Una vez que aceptamos la realidad de que estamos genéticamente diseñados para la expresión emocional, podemos relajarnos un poco más. Debajo de la lucha por dejar de comer emocionalmente, está un deseo oculto e inconsciente para no sentir los sentimientos que no son deseados e incómodos. Nos esforzamos para alcanzar un objetivo imposible que nos deja frustrados.

Por supuesto que necesitamos trabajar nuestra alimentación emocional, prestar atención a ella y obtener ayuda con ella. Pero no es el problema real, es un síntoma que está apuntando a algo más profundo. Es un mecanismo de alerta de nuestro cuerpo que nos está llamando a la acción y seguir la corriente de emociones para ver donde está queriendo llamar nuestra atención.

comer-emocionalmente

Así que te sugiero que pruebes a hacer ésto:

Acepta la parte de ti que le encanta la comida. Y le encanta usar la comida para relajarse, calmarse, sentirse querida, o que utiliza los alimentos para llenar la soledad. No podemos esperar luchar contra esta parte de nosotros mismos.

El problema general es el siguiente: nos estamos negando sentimientos o dejándolos a un lado con la esperanza de alejarlos. Sentimientos no expresados a menudo encuentran su camino a través de la alimentación emocional. Estos podrían ser sentimientos de soledad, abandono, la traición o la ira, guardados por mucho tiempo. También pueden ser sentimientos no expresados de amor, esperanza, o  deseos de intimidad, conexión y sensualidad.

No somos perfectos. Comer nos enseña eso.

¿Puedes relajarte en los momentos en que comes emocionalmente?

¿Puedes dejar de luchar y simplemente observarlo?

Si puedes, podrías encontrar que la experiencia de comer con la emoción se vuelve menos dolorosa, más manejable, y una amiga que te dará las claves para conocerte mejor.

Si te ha gustado el post y se te ocurre que a alguien más le puede interesar, por favor compártelo.  Mientras, te espero con ilusión la próxima semana.

Patricia-coachRecuerda que puedes encontrarme  siempre que quieras en:

facebook-metodo-anclatwitter-metodo-anclapinterest-metodo-ancla

Si quieres trabajar en tu propia relación con tu imagen corporal y con la comida, puedes contactar conmigo para el programa de 8 sesiones del Método Ancla diseñado para transformar tu relación con la comida.

coaching-contactar

CÓMO AYUDAR A LOS ADOLESCENTES CON SU IMAGEN CORPORAL

7 maneras de ayudar a los adolescentes a tener una imagen corporal positiva.

Como coach trabajo con muchas personas que tienen inseguridades acerca de sus cuerpos que pueden ser intensas en algunas ocasiones. Es algo que les hace sentir realmente mal. Y ésto puede ser particularmente desafiante en adolescentes que están a menudo luchando para encajar, al mismo tiempo que están empezando a descubrir quiénes son como personas jóvenes e independientes. Si eres madre, o un adulto que está involucrado de alguna manera en la vida de un adolescente, aquí están algunas maneras en las que puedes ayudarlos a establecer una imagen corporal positiva.

adolescentes

1 – Haz lo que dices.

Una cosa es decir a los adolescentes que acepten sus cuerpos, pero si están viendo a los adultos  constantemente criticar sus propias apariencias o las de los demás, van a seguir su ejemplo. No te rindas delante de los adolescentes en tu vida. Evita decir cómo esos pantalones te hacen gorda, o cómo tu pelo es un desastre hoy… En lo posible deja que los adolescentes te vean respetar tu cuerpo y quererte a ti misma. Además ten cuidado en la forma de referirte a los demás, evita describir a las personas por su aspecto físico y menos aún de forma peyorativa.

2 – Fomentar las actividades que construyen la confianza.

A menudo desarrollamos preocupaciones de imagen corporal cuando sentimos que tenemos que cambiar nuestra apariencia con el fin de hacer que otros nos quieran o acepten. Estos sentimientos pueden ser particularmente agudos entre los adolescentes. Trata de animarles a participar en actividades que les ayuden a ver que tienen amplias fortalezas y  talentos que no tiene nada que ver con su apariencia.

3 – Empieza antes.

No esperes hasta que sean adolescentes para empezar a ayudar a construir su autoestima. Comienza animándolos cuando son niños. Aunque es tentador remarcar lo guapo que tu hijo o hija te parece, hay que tratar de no caer siempre en ese comportamiento. No hay nada malo en hacer cumplidos sobre la apariencia de tu hijo, pero no olvides decir y hacer cosas para reforzar sus otros puntos fuertes. Recuérdale a tus hijos lo inteligentes, creativos, generosos o valientes que son también, por ejemplo…. Dales una base sólida para que en el momento en que están frente a la intensa presión de sus compañeros de la escuela secundaria, no les tome por sorpresa.

imagen corporal adolescentes

4 – Habla con ellos.

Los adolescentes no siempre se inclinan por abrir sus sentimientos a sus padres. Toma la iniciativa. Inicia conversaciones con ellos sobre la representación en  los medios de la belleza, por ejemplo. Ponte a su nivel y hazles saber que los entiendes. Hazles saber que sus preocupaciones son válidas y comprensibles.

5 – También escucha.

Por mucho que quieras dar tu opinión, a veces lo mejor que puedes hacer es escucharlos y mostrar empatía. Si alguien en la escuela hizo un comentario sarcástico sobre su apariencia, probablemente no te necesiten para resolver su problema. En su lugar lo que necesitan es sentirse escuchados, comprendidos y apoyados. Diles que sabes cómo se sienten, que entiendes lo difícil que es, y que has estado en su lugar también.

6 – Distinguir entre estar sano y la belleza irreal.

Culturalmente a menudo se confunde estar delgada (para mujeres) o musculoso (para los hombres) con estar sano. Pero ese tipo de físicos, en algunas ocasiones, se logran como resultado de estilos de vida que son todo lo contrario. A veces son resultado de buscar atajos insanos. Deja que los adolescentes te vean llevar un estilo de vida saludable porque respetas tu cuerpo y te cuidas, no porque estás tratando de bajar una talla para ponerte un vestido o porque llega el verano…

imagen corporal adolescentes

7 – Reduce las redes sociales.

Anima a los adolescentes a tomar descansos en Facebook e Instagram. Mientras que los medios de comunicación social tienen un montón de cosas interesantes que ofrecer, la cultura “Selfie” (Autofoto) puede hacernos sentir como que tenemos que estar listos para la cámara todo el tiempo. ¡Eso es mucha presión! Recuerda a tus hijos adolescentes que no tienen que documentar todo lo que hacen, que está bien pasar el rato en viejos pantalones vaqueros, una camiseta y la cara lavada para variar…

adolescentes selfie

Ayudar a los adolescentes  a establecer un profundo sentido de autoestima que no dependa de si los demás los perciben como físicamente atractivos, les ayudará enormemente a medida que avanzan a una edad adulta. Les permitirá aceptarse y cuidarse a sí mismos, y  a construir una vida más auténtica y plena.

 Si quieres trabajar en tu propia relación con tu imagen corporal y con la comida, puedes ponerte en contacto conmigo para el programa de 8 sesiones del Método Ancla diseñado para transformar tu relación con la comida.

coaching-contactar

Si te ha gustado el post y se te ocurre que a alguien más le puede interesar, por favor compártelo.  Mientras te espero con ilusión la próxima semana,

coach-patricia

No te pierdas ninguna nueva publicación con recomendaciones gratuitas sobre coaching para adelgazar recibiéndolas cómodamente en tu correo:

Recuerda que también puedes encontrarme  siempre que quieras en:

facebook-coaching-adelgazartwitter-coaching-adelgazarpinterest-coaching-adelgazarcoaching para adelgazar youtube

¿QUÉ DEBO COMER?

Quizás la pregunta nutricional más común de nuestro tiempo sea ésta: ¿Qué debo comer?

Qué puedo comer es una pregunta que repiten la mayoría de mis clientes cuando comienzan las sesiones de coaching a pesar de no tratarse de un coaching nutricional.

Después de todo, dada la enorme cantidad de información sobre nutrición que está disponible actualmente, y la cantidad de sistemas nutricionales y enfoques planteados por algunos expertos en nutrición, al final un montón de gente termina confundida.

 Se trata de una confusión perfectamente comprensible.

Es fácil encontrar expertos de todas las variedades que a menudo están dando consejos muy conflictivos.

Por lo tanto no es de extrañar que las personas que adquieren gran cantidad de información sobre nutrición se sigan sintiendo como perdidas.

qué debo comer

Así que permíteme aportar mi granito de arena para ayudar a responder a la pregunta  ¿qué debo comer?

Si la respuesta a una pregunta importante no es inmediata y no se ha resuelto después de un buen período de investigación, entonces es el momento de cambiar la pregunta.

Una mejor pregunta producirá una respuesta útil.

Una mejor pregunta nos dará una puesta en acción.

Cuando nos seguimos preguntando ¿qué debo comer? se asume que debe tener una respuesta correcta al 100% segura y absoluta.

Esperamos que sea como una ecuación matemática.

La nutrición es un campo único de la investigación donde la ciencia, la psicología, la genética, la individualidad bioquímica, el estilo de vida, el medio ambiente y mucho más, interactúan para producir  diferentes respuestas a la pregunta sobre qué se debe comer.

Por lo tanto propongo que hagamos una pregunta diferente.

Aquí están mis sugerencias para conseguir de una manera más poderosa obtener algunas respuestas reales y útiles:

 ¿Qué alimento pide mi cuerpo en este momento?

¿Qué podría nutrirme mejor en este momento?

¿Cuál podría satisfacer mi deseo de algo que me siente bien?

¿Puedes ver la diferencia en estas preguntas?

qué debo comer

Cuando la mayoría de la gente se pregunta  ¿Qué debo comer? La pregunta cae directamente a nuestro centro de procesamiento intelectual e informativo. Nuestra mente quiere saber la respuesta correcta. Pero terminamos en el estrés y la tensión, porque la realidad es que no es como preguntar: “¿Cuánto es 5 × 5?” No hay una respuesta correcta

Es hora de ponerse en contacto con tu sistema de GPS nutricional interno.

Es el momento de escuchar tu intuición nutricional.

Esto es algo que no está considerado científico por así decirlo, pero si has observado los animales en su hábitat natural, tienen una forma muy instintiva de comer. No ves los pájaros volando alrededor todos confundidos y molestos porque no saben qué comer. No verá ranas debatir entre sí sobre si deben o no de comer insectos…

Por supuesto los seres humanos somos diferentes. La mayoría de nosotros ya no buscamos alimentos en la naturaleza. Se nos enseña qué comer desde muy pequeños, estamos condicionados a comer ciertos alimentos y muchos de nosotros perdemos nuestro instinto natural para lo que verdaderamente nutre el cuerpo porque esos instintos nunca fueron realmente cultivados.

Se trata de recuperar tus instintos innatos nutricionales naturales. Y la única manera de hacerlo es practicar. De hecho, al inicio de mis sesiones de coaching, la mayoría de los ejercicios están dirigidos a “escuchar” nuestro cuerpo, a sentirlo y volver a sintonizar con el.

Compruébalo y experiméntalo. A ver si los alimentos que intuitivamente sintonizas realmente sientan bien a tu cuerpo. Si lo hacen, ¡misión cumplida! Si no lo hacen, entonces considera esto como un proceso de ensayo y error donde simplemente aprendes mejor a sintonizar con la sabiduría de tu biología.

Admito que puede resultar confuso para muchas personas, debido a que muchos de nosotros sólo queremos respuestas concretas y rápidas. Bueno, si eso es lo que quieres, hay un montón de gente que estará absolutamente dispuesta a decirte exactamente qué comer. Y entonces lo más probable es que retornes al punto de partida, porque eventualmente alguien más va a decir algo diferente, o acabarás por perder el interés en una forma de comer que no está realmente funcionando para ti.

qué debo comer

Reclama tu intuición nutricional.

Cree en ti misma.

¿Cómo utilizas tu intuición para ayudar a determinar qué es lo mejor que puedes comer? 

Si estás interesada en trabajar en tu propia relación con tu imagen corporal y con la comida, puedes ponerte en contacto conmigo para el programa de 8 sesiones del Método Ancla diseñado para transformar tu relación con la comida.

coaching-contactar

Si te ha gustado el post y se te ocurre que a alguien más le puede interesar, por favor compártelo.  Mientras te espero con ilusión la próxima semana,

coach-patricia

No te pierdas ninguna nueva publicación con recomendaciones gratuitas sobre coaching para adelgazar recibiéndolas cómodamente en tu correo:

Recuerda que también puedes encontrarme  siempre que quieras en:

facebook-coaching-adelgazartwitter-coaching-adelgazarpinterest-coaching-adelgazarcoaching para adelgazar youtube

EL PODER DE LOS HÁBITOS

El sencillo funcionamiento de los hábitos.

Todos tenémos hábitos. Algunos de esos hábitos nos gustan, mientras que otros nos irritan porque no son saludables y además no nos los quitamos tan fácilmente. Mark Twain dijo la famosa frase sobre los hábitos: “dejar de fumar es la cosa más fácil del mundo, lo sé porque lo he hecho cientos de veces.” De hecho hay una enorme industria establecida en torno a ellos: hábitos de comer en exceso, los hábitos del azúcar, los malos hábitos de ejercicio, tabaquismo y mucho más. Pero, ¿qué es un hábito de todos modos? ¿De dónde vienen, por qué están aquí, y cómo deshacerse de ellos? Tengo algunas ideas sobre todo ésto – es un hábito mío tratar de averiguar el sentido de este tipo de cosas – así que dime lo que piensas:

En la más simple de las definiciones los hábitos son pensamientos o actividades que repetimos una y otra vez.

Algunos hábitos son del tipo que desarrollamos voluntariamente y conscientemente, como salir a caminar todos los días. Mientras que otros se expresan de forma automática e inconsciente, como comer en exceso sin pensar cada vez que comemos. Vamos a prestar especial atención aquí a la segunda especie de hábito, que tienen un extraño poder para persistir a pesar de nuestros mejores esfuerzos. En este caso los hábitos parecen tener vida propia, no creo que haya muchas personas que se hayan dicho: “me encantaría  esforzarme por desarrollar el hábito de comer en exceso.”

hábitos saludables

Nos ayudará entender que los hábitos surgen porque el cerebro siempre está buscando una forma de ahorrar esfuerzo.

El hábito se ha diseñado en gran parte para ayudarnos con una de las tareas más importantes de la supervivencia y la evolución: el aprendizaje.

¿Alguna vez has observado a un niño pequeño aprender algo nuevo?

Supongo que alguna vez habrás jugado a “cucú-tras” con ellos. Y por muchas veces que lo repitas, la sorpresa al volver a descubrir tu cara vuelve a acompañarse de risas y sorpresa una y otra vez. El niño pequeño  está aprendiendo lo que los psicólogos llaman “permanencia del objeto”. Para la mente de un niño, cuando una pelota desaparece detrás de un sofá o los ojos desaparecen detrás de las manos, se han ido para siempre. Al ver la cara de vuelta supone una experiencia divertida porque lo que pensaba que se suponía que iba a suceder, que tu cara  iba a desaparecer para siempre, no sucedió. Así que quieren verlo una y otra vez, porque los seres humanos aprendemos a través de la repetición. El sistema nervioso está programado en el nivel más básico para aprender información importante repitiéndola. ¿Cuántas veces un niño canta una misma canción en su entusiasmo por el aprendizaje? ¿Y cuántas veces nosotros, como adultos, cometemos los mismos errores en la vida hasta que aprendemos la lección? Creo que te haces una idea.

hábitos aprendizaje

El proceso de habituación, de repetir algo una y otra vez, esencialmente sirve a otro primitivo e interesante propósito del cerebro : para movernos hacia lo que da placer y lejos de lo que trae dolor. El proceso de aprendizaje es naturalmente agradable, por lo que es instintivo repetir cualquier conducta de aprendizaje que nos proporciona más conocimiento y control de nuestro entorno.

SEÑAL+RUTINA+RECOMPENSA

Desafortunadamente, este proceso de repetición de placer puede distorsionarse fácilmente. Por ejemplo, en algún momento en el pasado es posible que hayamos llegado a casa del colegio o del trabajo después de un día estresante, comemos un poco de helado, y nos sentimos mejor casi inmediatamente. Entonces la mente en silencio ha grabado: “me siento mal- como helado – me siento bien”. En la próxima decepción que sufras, la mente repetirá automáticamente este comportamiento útil. Es así cómo nace un hábito con el helado por ejemplo. Hemos aprendido a conseguir placer temporal, evitando el dolor inmediato.

Así que para superar un hábito debemos reconocer qué recompensa está guiando nuestra conducta. Es uno de los primeros puntos que trabajamos en mis sesiones de coaching para adelgazar.

No es fácil erradicar un hábito no deseado, pero si identificas las señales y las recompensas podrás cambiar la rutina. Sustituir un hábito indeseado por otro hábito saludable.

hábitos saludables

¿De qué otra manera podrías afrontar una situación de estrés sin la comida?

¿Qué es lo que desencadena tu conducta habitual?

Si estás interesada en mejorar tu propia relación con tu imagen corporal y con la comida, puedes ponerte en contacto conmigo para el programa de 8 sesiones del Método Ancla diseñado para transformar tu relación con la comida.

coaching-contactar

Si te ha gustado el post y se te ocurre que a alguien más le puede interesar, por favor compártelo.  Mientras te espero con ilusión la próxima semana,

coach-patricia

No te pierdas ninguna nueva publicación con recomendaciones gratuitas sobre coaching para adelgazar recibiéndolas cómodamente en tu correo:

Recuerda que también puedes encontrarme  siempre que quieras en:

facebook-coaching-adelgazartwitter-coaching-adelgazarpinterest-coaching-adelgazarcoaching para adelgazar youtube

QUÉ HACER CON LAS IRRESISTIBLES GANAS DE COMER ANTOJOS

Entiende por qué te sientes como te sientes cuando te entra el ansia de comer antojos.

Imagínate ésto: has terminado un día duro de trabajo, has acostado por fin a los niños y estás en casa sentada en tu sofá, o bien estás haciendo recados por la calle, y de repente te entra una abrumadora y punzante necesidad de comer. Tienes la temida sensación de un antojo… No te sentirás  bien de nuevo hasta que consigas una bolsa de patatas fritas, una tableta de chocolate, un helado o cualquier otro capricho. Por desgracia hay algo seguro, lo que nos apetece casi nunca es una opción saludable.

antojos

He querido dedicar el post a los antojos porque es algo que se repite a menudo en mis sesiones de coaching:

“A lo largo del día no me cuesta cuidarme ni comer saludable, el problema viene cuando al final del día por fin me relajo. Es mi momento. Y es cuando me entran las ganas de darme un capricho. Pero empiezo y no puedo parar. Y es cuando tiro a la basura todo el esfuerzo que he hecho por cuidarme durante todo el día…”

Así que, ¿por qué son estos antojos nocturnos tan intensos? ¿Y cómo podemos evitar que  dejen de quitarnos nuestras mejores intenciones de cuidarnos?

Nuestros cuerpos necesitan una cierta cantidad de alimento diario, pero es importante ser capaz de distinguir entre el consumo de alimentos por necesidad física y consumir alimentos por algo emocional. Realmente evaluar si tienes hambre o no. Si realmente estás hambrienta, fabuloso, entonces come.

Pero sal de la mentalidad de los antojos.

Averigua si quieres algo crujiente o suave, caliente o frío, picante o dulce. Hay opciones saludables que realmente calman tus antojos. Si quieres algo salado y crujiente, tu mente pasa automáticamente a las patatas fritas, pero piensa en ello, ¿alguna vez una bolsa de patatas fritas te ha dejado satisfecha? Patata procesada, aceite, sal y sin ningún valor nutricional. Opta por verduras crujientes o frutos secos, por ejemplo Si quieres algo cremoso, intenta con el yogur o un aguacate en lugar de helado. Para algo dulce prueba fruta…

Cuando sentimos ganas de comer y anhelamos un alimento específico, no es hambre. El hambre no entiende de antojos.

“Escucha” tu cuerpo porque probablemente signifique que tu organismo tiene deficit en ciertos nutrientes. Si te apetece algo dulce, te está diciendo que necesitas glucosa para ayudar a tu cuerpo a realizar sus funciones y tareas diarias.

Descubre los 3 TIPOS DE ANTOJOS Y LO QUE SIGNIFICAN.

Los antojos de sal se producen cuando no tienes los minerales que se encuentran en la sal natural, sin refinar. El potasio, magnesio, y calcio en realidad se eliminan de la sal de mesa en el proceso de refinado. Cuando te apetece algo salado, condimenta tu comida con sal marina o prueba un poco de alga nori. Si te apetece carne, es probable que tengas un poco de deficiencia de hierro en tu dieta. Si te apetece un helado, es probable que necesites un poco más de grasa. En esencia si se te antoja come, pero opta por la versión natural y saludable de aquello por lo que te estás muriendo.

¿Cambia tu humor con lo que comes? Aprende cómo lograr un equilibrio.

Si tienes ganas de comer algo pero no tienes hambre, probablemente estás en busca de llenar una necesidad emocional. Con frecuencia recurres a la comida porque es una solución instantánea y barata. Recuerda que es sólo temporal, y todos tus sentimientos van a precipitarse de vuelta. Si estás sentada en tu escritorio y de repente sientes un antojo, puede que necesites un descanso y tal vez un poco de emoción. Trata de ir a dar un paseo alrededor de tu oficina o entablar una conversación con algún compañero de trabajo. Después de 10 minutos, tu deseo será un recuerdo lejano. Si al final del día empiezas a soñar con un helado… deja el helado en el congelador, levanta el teléfono y llama a alguien con quien te apetezca tener una conversación agradable o divertida. O pídele mimos a tu pareja. Por lo general, cuando queremos algo dulce, es porque necesitamos un poco de placer en nuestras vidas. Date un capricho y regálate un masaje de diez minutos o una manicura, busca una buena novela, toma un largo baño… Cualquier cosa que te haga sentir como una diosa.

antojos

Así que la próxima vez que tengas un antojo, no te sientas como si tu cuerpo te estuviera saboteando, o que tienes que usar la fuerza de voluntad para superarlo. Trata de entender los mensajes que tu cuerpo te está enviando. Cuando aprendas a descifrar tus antojos y escuchar a tu cuerpo, los antojos se convierten en una herramienta muy útil y saludable.

¿Qué te están diciendo tus antojos?

Si estás interesada en mejorar tu propia relación con tu imagen corporal y con la comida, puedes ponerte en contacto conmigo para el programa de 6 sesiones del Método Ancla diseñado para transformar tu relación con la comida.

coaching-contactar

Si te ha gustado el post y se te ocurre que a alguien más le puede interesar, por favor compártelo.  Mientras te espero con ilusión la próxima semana,

coach-patricia

No te pierdas ninguna nueva publicación con recomendaciones gratuitas sobre coaching para adelgazar recibiéndolas cómodamente desde tu bandeja de entrada:

Recuerda que también puedes encontrarme  siempre que quieras en:

facebook-coaching-adelgazartwitter-coaching-adelgazarpinterest-coaching-adelgazarcoaching para adelgazar youtube

RELÁJATE Y QUEMA CALORÍAS

¿Estar relajada quema calorías?

Sí, has leído bien. Quemar calorías tiene mucho que ver con estar relajada. Y te aseguro que no se trata del típico reclamo barato y te lo voy a argumentar.

Si eres como la mayoría de las personas que intentan perder peso, probablemente estás trabajando duro en ello. Algo que generalmente se considera que es admirable y eficaz. Pero cuando se trata de perder peso, podrías estar colocándote en una situación de desventaja inesperada. Esto se debe a que “trabajar duro” a menudo significa mucho estrés, y cuando estamos en un estado de tensión, ansiedad, preocupación o miedo, nuestro metabolismo cambia dramáticamente.

quema calorías

¿Alguna vez has tenido la experiencia en la que te has ido de vacaciones, comido mucho más de lo habitual,  y aún así has perdido peso?

Alrededor de una de cada cinco personas  responden a esta pregunta afirmativamente. Otras dirán que comieron significativamente más comida, pero mantienen el mismo peso. De acuerdo con la vieja teoría de la nutrición, esto es imposible o simplemente es un milagro. Pero para nuestra nueva comprensión sobre la digestión y el metabolismo, la razón de esta pérdida de peso es fácil de entender. Durante las vacaciones hacemos algo que es muy inusual para nosotros: ¡nos relajamos! Pasamos de dominancia simpática crónica a un estado parasimpático. Nuestro estado de ánimo cambia nuestro metabolismo hasta el punto de que podemos comer más, pero perder peso.

Este punto es uno de los que más me cuesta trabajar con mis clientes en las sesiones de coaching para adelgazar, existe una resistencia natural a dudar sobre si funcionará con ellas. La mayoría de las veces se sienten desconfiadas o perdidas cuando tocamos este tema y trabajamos con técnicas de relajación. Sin embargo, cuando ellas mismas lo experimentan lo describen casi como un milagro. Y me preguntan:

“¿Cómo puede ser que sin hacer dieta esté perdiendo peso?”

La respuesta, por supuesto, no es comer absolutamente todo lo que quieras o estar todo el día de vacaciones. La respuesta es que muchos de nosotros tenemos que “soltarnos” y tratar de disfrutar con lo cotidiano, porque vamos a relajarnos más y metabolizar mejor.

La conexión científicamente documentada entre el aumento de peso y el estrés es bastante convincente. Numerosos estudios clínicos han demostrado que la alta producción de cortisol está fuertemente asociada con la acumulación de grasa. Esto se debe a   que una de las responsabilidades químicas del cortisol es indicar al cuerpo que almacene grasa y no construya músculo.

Recordemos que el cortisol es la hormona clave liberada en cantidades importantes durante el estrés agudo y crónico. Las ratas y monos experimentalmente sometidos a estrés, inicialmente muestran niveles elevados de cortisol seguido por el aumento de peso. Esto ocurre a pesar de estar comiendo una cantidad normal de alimentos. De hecho, muchas personas se quejan de que a pesar de estar siguiendo una dieta baja en calorías y que hacen más ejercicio, todavía no pueden perder peso. Generalmente el estrés es la razón. Éste es especialmente el caso de los que experimentan un aumento de peso en la cintura, ya que el exceso de producción de cortisol tiene el efecto de hacer engordar la zona abdominal.

Así que si eres el tipo de persona que parece estar haciendo todo lo indicado para perder peso, pero te has quedado atascada en el mismo lugar, pregúntate a ti misma si se trata de estrés.

¿Vives una vida apresurada?

¿Estás comiendo a toda velocidad?

¿Tu trabajo exige que vivas en un estado de lucha o huida?

Si es así, entonces estar contando calorías o esforzándote como hasta ahora no te llevará a donde quieres ir. Tu tarea es hacer algo de mayor dificultad: relájate. Deja de producir tanto cortisol. Toma una respiración profunda en tu vida y dale a tus calorías la oportunidad de quemarse.

Descubre cómo haciendo menos puedes conseguir más en la mayoría de las ocasiones.

El estrés crónico también puede aumentar la producción de insulina, otra hormona fuertemente asociada con el aumento de peso. El páncreas produce insulina cada vez que hay un rápido aumento de azúcar en la sangre. Una de las maneras en que la insulina disminuye la glucosa en la sangre es diciéndole al cuerpo que almacene agresivamente carbohidratos de la dieta en forma de grasa. La insulina también le indica al cuerpo que no libere la grasa almacenada. El estrés crónico y su producción de insulina es especialmente problemático en una condición conocida como resistencia a la insulina, en el que los niveles de azúcar en la sangre se mantienen elevados. Si unimos ésto con las comidas altas en carbohidratos típicas que consumimos cuando nos sentimos ansiosos… Estaremos preparando el camino para el aumento de peso fácil y rápido.

quema calorías

Así que imagínate tener que preocuparte por tu peso, seguir una dieta forzada y rígida, y convencida de tu culpabilidad por un cuerpo en el que no te sientes a gusto. Estos mensajes te pondrán en un estado de estrés. A pesar de que estás consumiendo menos calorías, estás produciendo más cortisol e insulina, que están señalando a tu cuerpo que debe aumentar de peso.

Preocuparte por la grasa aumenta la grasa. La ansiedad por la pérdida de peso puede hacer que tu cuerpo gane más grasa y la retenga.

Muchas personas usan la ansiedad y el estrés para motivarse a bajar de peso:

“No voy a hacer… hasta que no haya perdido  x kilos”

Este estrés auto-impuesto te hace sentir con energía y empuje ya que produce un tipo de hormonas para el estado de alerta como la adrenalina y la noradrenalina. Con el tiempo, sin embargo, estas hormonas de estrés recesivo pueden disminuir el ritmo metabólico. A pesar de que he visto muchos ejemplos extraordinarios, todavía parece como magia cuando las personas descubren cómo la relajación transforma sus cuerpos.

Así que la conclusión es la siguiente: no tienes que preocuparte (pero sí ocuparte) más o castigarte a ti misma con respecto a la comida. Es totalmente contraproducente estresarte acerca de la pérdida de peso, ya que el mismo estrés puede ser el responsable de que ganes peso.

relajada quema calorías

Cuéntame, ¿cuál es tu forma favorita de tener un estado de ánimo relajado en la mesa?

Si estás interesada en mejorar tu propia relación con tu imagen corporal y con la comida, puedes ponerte en contacto conmigo para el programa de 8 sesiones del Método Ancla diseñado para transformar tu relación con la comida.

coaching-contactar

Si te ha gustado el post y se te ocurre que a alguien más le puede interesar, por favor compártelo.  Mientras te espero con ilusión la próxima semana,

coach-patricia

No te pierdas ninguna nueva publicación con recomendaciones gratuitas sobre coaching para adelgazar recibiéndolas cómodamente en tu correo:

Recuerda que también puedes encontrarme  siempre que quieras en:

facebook-coaching-adelgazartwitter-coaching-adelgazarpinterest-coaching-adelgazarcoaching para adelgazar youtube

“VOY A EMPEZAR EL LUNES”

Te propongo dejar de decir “VOY A EMPEZAR EL LUNES”

¿Cuántas veces has dicho que ibas a empezar a cuidarte “el lunes”?

Esa mala costumbre de dejar todo para después… Y nuestro cerebro, para combatir el sentimiento de culpabilidad, recurre a mecanismos de defensa. Fundamentalmente al autoengaño.

el lunes empiezo dietaA ver si te resultan familiares:

“Empezar hoy o empezar mañana, casi no hay diferencia”

“Me tengo que quitar 10 kilos, pero cada día de esfuerzo apenas me quito unos gramos…”

– “Si tengo este peso desde hace años, puedo vivir un día más así”

– “Mañana es mejor día para empezar que hoy”

Pero esperar un día más implica eternizar una decisión.

el lunes empiezo

El momento correcto no lo es todo. La excusa más difícil de superar cuando se trata de perder peso es buscar el MOMENTO CORRECTO. La razón es simple. Hay un millón de excusas en esta categoría, ¡cualquier cosa realmente!

SI QUIERES AVANZAR, DEJA LAS EXCUSAS ATRÁS.

No importa si estás hasta arriba de trabajo, tienes una fiesta de cumpleaños, vacaciones o simplemente una cena en casa de unos amigos. ¿Rupturas, divorcios, embarazos, mudanzas? No, no importan esos acontecimientos tampoco.

ESO NO IMPORTA.

Simplemente tienes que renunciar a la idea equivocada de que hay un mundo de fantasía por ahí donde la vida será “perfecta” algún día y todos los obstáculos que hacen que comer saludable y bajar de peso sea tan difícil para muchas de vosotras, dejarán de existir.

Las personas que culminan exitosamente proyectos personales son aquellas que se concentran en el desempeño diario de sus funciones. Intentando disfrutar en su realización, paso a paso, en lugar de perderse en ensoñaciones de un futuro esplendoroso que vendrá por arte de magia y casi sin esfuerzo.

lunes

Tener éxito en la pérdida de peso no es sólo acerca de bajar peso.  La palabra clave aquí es mantener. El mantenimiento de algo significa que tienes que seguir trabajando en ello. Punto. Odio tener que decírtelo, siempre va a ser un trabajo (no una batalla), pero puede ser fácil y puedes sentirte increíble haciéndolo.

Si sientes que estás luchando para mantenerte en pie. ¡Deja de inventar excusas! Si realmente deseas tratarte bien a ti misma, debes hacer lo que tienes que hacer para ayudar a que tu mente y tu cuerpo se enfrenten mejor a la situación de la mano

¡Nunca habrá un “momento perfecto” en tu vida para hacer de ti y de tu salud una prioridad!

Te lo prometo….. ¡NUNCA VENDRÁ! La vida es imperfecta, ¡y punto!

¡Hoy es el día! (a pesar de no ser lunes…)

Comprométete a hacer la mejor elección AHORA.

Recuerda que siempre es tu elección.

Si has estado trabajando duro para alcanzar tus metas y todavía te sientes frustrada con tu progreso, estoy aquí para ayudarte.

coaching-contactar

¿Cuándo vas a empezar a cuidarte?

Si te ha gustado el post y se te ocurre que a alguien más le puede interesar, por favor compártelo.  Mientras te espero con ilusión la próxima semana,

coach-patricia

No te pierdas ninguna nueva publicación con recomendaciones gratuitas sobre coaching para adelgazar recibiéndolas cómodamente en tu correo:

Recuerda que también puedes encontrarme  siempre que quieras en:

facebook-coaching-adelgazartwitter-coaching-adelgazarpinterest-coaching-adelgazarcoaching para adelgazar youtube

COACHING PARA ADELGAZAR